Pesqueros

Problemática

Los recursos pesqueros constituyen una fuente sustento e ingresos esencial para millones de personas en todo el mundo. En America Latina y el Caribe, más de un millón de personas están empleados directamente en el sector y otros 4 millones en actividades relacionadas. Si tomamos en cuenta la dependencia familiar, esto significa que alrededor de 15 millones de personas dependen de la pesca y la acuicultura.

Sin embargo, la sobreexplotación de los recursos pesqueros esta poniendo en riesgo esta actividad. Así, la población de peces marinos sub-explotada o moderadamente explotadas disminuyó de 40% 1974 a 15% en 2008. En el mismo periodo, la población pesquera sobreexplotada, agotadas o en recuperación aumentó del 10% a 32%. La mayoría de la población de las diez principales especies marinas (que representan el 30% de la pesca marina mundial) están plenamente explotadas.Por otra parte, la acuicultura comienza a ganar espacio, pero la pesca de captura sigue siendo de lejos la más importante. Chile y Brasil son los principales productores acuícolas de la región.

Posibles soluciones

Cadenas de suministro transparentes

Para informar mejor a los consumidores y evitar la sobreexplotación, la trazabilidad de los productos pesqueros es fundamental. Los mercados importadores y las organizaciones regionales de ordenación pesquera están implementando sistemas de documentación para verificar el origen de los productos y aumentar la transparencia en las cadenas de suministro. Los principales países pesqueros de la región (Perú, Chile, Argentina y Brasil) ben preocuparse por proveer productos bien documentados para las especies silvestres y de origen de cría. Esto significa incrementar la inversión en sistemas de trazabilidad eficientes, organizados y con tecnológicamente de punta.

La gestión integrada.

La trazabilidad por sí sola no es suficiente para reducir la sobreexplotación de los recursos pesqueros. Es necesario además integrarla con otras acciones como: la reducción de capturas incidentales, sistemas de gobierno de co-administración y enfoques basados en ecosistemas En este sentido, debe incrementarse la inversión poner en práctica las recomendaciones y directrices emitidas por las organizaciones regionales de ordenación pesquera. Es necesario crear condiciones para una buena gobernanza a través de procesos rendición de cuentas y sistemas sencillos y claros de información. Esto facilitará la lucha contra la pobreza, la corrupción y ayudará a implementar las políticas que promuevan una pesca responsable que cree oportunidades económicas y al mismo tiempo garantice la conservación de los recursos marinos. Otras recomendaciones incluyen programas de sensibilización, la creación y el uso de listas de buques, la aplicación de sistemas de documentación de capturas, un mejor seguimiento, control y vigilancia (SCV), el aumento de inspección de buques en alta mar, cobertura completa de la flota de observadores y un mejor intercambio de información.

Cooperación interregional e internacional.

Debe prestarse especial atención a seguir fortaleciendo la cooperación interregional e internacional y el papel de las Organizaciones Regionales de Pesca, las Organizaciones No Gubernamentales (incluido el sector privado, los intereses ambientales y sociales), y otras partes interesadas en la pesca y los medios acuáticos. Esto es particularmente relevante en los ámbitos de seguridad, calidad y comercio, que requieren un enfoque sectorial armonizado.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: